miércoles, 9 de junio de 2010

Lo difícil atrae


No te quieres dar cuenta de que a tu alrededor hay miles de puertas abiertas en las que puedes entrar, miles de puertas, abiertas de par en par, esperando a que te decidas entre una de ellas. Te has encabezonado en una, en la única que esta cerrada bajo llave, con candados y cerrojos bien cerrados y encajados. Te gustan los retos, me he dado cuenta, pero creo que deberías afrontar que la puerta que esperas nunca va a abrirse. Tendrías que ver que las otras no están tan mal, seguro que una de ellas es la indicada para ti. Todos tenemos la nuestra.

Aunque ahora que lo pienso, yo también vivo esperando a que la puerta cerrada con llave, cerrojos y candados, que ronda cerca de mí, decida abrirse y me deje entrar para poder decir que al fin he encontrado la mía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario