lunes, 23 de mayo de 2011

¡Demasiada gente falsa, aunque muchos más cobardes!

El mundo está lleno de gente mala, de gente que solo busca hacer daño a los demás. Día a día me he ido dando cuenta de que lo único que esas personas consiguen es hacer más fuertes a quienes, en realidad, quieren destruir.

Cuando alguien va a por ti debes demostrarle que puedes con él, no hace falta fuerza, solo un poco de cabeza. La ignorancia es la mejor arma que se puede usar.

Demasiada gente falta en este mundo tan pequeño, aunque realmente hay mucho más cobarde deambulando por las calles.

Y si de algo estoy segura es de que todos acaban teniendo lo que se merecen y aquellos que han entrado en tu vida para destruirla tendrán un gran socavón en la suya.